Cuida tu respiración y tu piel durante el embarazo

A partir de las 4 semanas de embarazo tenia problemas con los ronquidos. La verdad es que no hay nada que haya encontrado que funcione el 100% de las veces. Las tiras de la nariz son una gran opción no medicada que ha funcionado para mí de vez en cuando durante el embarazo, y aparte de lucir ridícula, son más o menos mi opción. Otra opción para las noches que me siento muy congestionada es un antihistamínico como Benadryl (aprobado por mi médico, pero asegúrese de consultar con su obstetra), o incluso un masaje de mentol debajo de mi nariz.

Problemas de la piel. Esta es una situación de mala suerte, pero por supuesto, he estado 2 de 2 en la piel mala con mis embarazos, así que tal vez la suerte no tiene nada que ver con esto. Aunque, para estar seguros, no voy a salir a comprar boletos de lotería. Para aquellos de nosotros preggo mamas que están tratando con el acné, sólo aguanta. Apesta, y es vergonzoso, y te sientes como si tuvieras 13 años, pero recuerda que no es el fin del mundo. Puesto que la mayoría de los medicamentos orales para el acné no son buenos durante el embarazo, puedes hablar con tu médico acerca de las opciones tópicas, o puedes hacer lo mejor que puedas para que sean naturales – he sido completamente convertido al aceite del árbol del té durante este embarazo y probablemente continuará usándolo después. Es barato, efectivo y se puede conseguir en la mayoría de las farmacias. Estoy enamorado.